TV Digital: tecnología para un nuevo relato

La Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual y la Televisión Digital de alta definición modifican profundamente la estructura mediática argentina. Los puntos principales y la importancia de la TV Digital en este artículo.

A través de la aplicación de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual (LSCA) y de la naciente TV Digital en Argentina, se abre un nuevo paradigma comunicacional. Se tiende a democratizar los medios de comunicación audiovisual mediante el reparto equitativo de señales televisivas basado en el enriquecimiento de contenidos que abracen la inclusión y la diversidad cultural y social.
La TV Digital ya es política pública, con ella el Gobierno Nacional procura garantizar gratuitamente la llegada satelital a lugares donde históricamente no había acceso a la recepción de señales televisivas.

En contraste con el limitado sistema analógico de señales utilizado hasta el momento, la TV Digital es un conjunto de tecnologías de transmisión y recepción de imagen y sonido, que a través de señales digitales posibilitará la creación de vías de retorno entre receptores y productores de contenidos.

Además de permitir interactividad, presenta la capacidad de transmitir varias señales en un mismo canal asignado, los diversos formatos existentes se insertan en los subcanales que existe en la digitalización.

Esta característica significa un cambio revolucionario porque amplifica la llegada de contenidos informativos, culturales y de entretenimientos a nivel social. Sobre todo si se tiene en cuenta que en la actualidad sólo el 30 por ciento de la población cuenta con el servicio privado de televisión.

Para el titular de la Autoridad de Aplicación de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual (AFSCA), Gabriel Mariotto, esta medida constituye “un acto de integración, de soberanía, inclusión y de igualdad de oportunidades”.

En nuestro país la TV Digital se instrumenta mediante la norma de transmisión japonesa adoptada por el Gobierno Nacional. De hecho, las primeras emisiones se llevaron a cabo a través de la antena que donó a la Argentina el gobierno de Japón.

El nuevo sistema ya está funcionando en el área de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y parte del Conurbano Bonaerense. Las primeras transmisiones se ejecutan a través de la Televisión Pública (Canal 7), y del canal Encuentro, el Ministerio de Educación de la Nación. Según informan desde prensa de la Presidencia se prevé que este año abarque el 75 por ciento del territorio nacional y que para el 2012 ya esté cubierto en su totalidad.

Los técnicos explican que este cambio sustancial de la radiodifusión se realizará de manera paulatina, pues además de requerir un gran despliegue de infraestructura es condición fundamental que cada uno de los hogares argentinos cuente con televisores digitales o conversores que adapten la nueva señal a los viejos aparatos analógicos.

El Estado nacional, atento a estos requerimientos, ha puesto en marcha el Plan Operativo de Acceso “Mi TV Digital”. El programa, según detallan los especialistas, apunta a garantizar el acceso gratuito a conversores para los “ciudadanos e instituciones que presentan riesgos de exclusión durante el proceso de transición tecnológica”, tal como detalla el informe elaborado desde la Presidencia de la Nacíon para dar a conocer los datos esenciales de esta temática.

En este marco, desde el Gobierno Nacional ya se distribuyen los decodificadores de TV Digital sin costo para las personas que reciben en la actualidad la Asignación Universal por Hijo, a jubilados y pensionados, entre otros.

Respecto a las gestiones de la distribución de los aparatos tecnológicos, el ministro de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios de la Nación, Julio de Vido, expresó días atrás que se “busca ser justos en las posibilidades de inclusión”. Y resaltó que hasta el momento 41.000 beneficiarios de estos planes sociales ya han recibido los decodificadores.

Por otro lado, desde prensa de la Presidencia se informa que dentro de dos meses serán 14 los canales de TV Digital que estén en el aire. Los mismos cubrirán un radio de 60 kilómetros tomando como eje la antena montada en el ministerio de Desarrollo Social de la Nación, en la Ciudad de Buenos Aires.

Las tareas técnicas necesarias para concretar gradualmente la implementación de este nuevo sistema de radiodifusión corren por parte de las empresas estatales INVAP y ARSAT. Ambas dedicadas al desarrollo de tecnología de avanzada.

Aparte de las cuestiones técnicas, es importante destacar el rol que cumplirá la digitalización de la televisión en la sociedad. En este sentido, los funcionarios responsables de su implementación consideran que se trata de un “gran desafío” debido a su carácter de instrumento de “transformación social”.

El titular del Sistema Nacional de Medios Públicos, Tristán Bauer, expresó en el lanzamiento de esta política comunicacional que en lo que se cree es “en una televisión que sirva de divertimiento pero para pensar, que tenga una función social”.

Este cambio no sólo permitirá la multiplicidad de los canales de expresión del país, sino que el relato que se vehiculice a través de estas señales debe ser de alta calidad, respondiendo al espíritu democratizador que presenta la nueva Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual.
En este sentido, el ministro de Educación de la Nación, Alberto Sileoni, sostuvo en el acto en que se oficializó esta medida que “la construcción de una patria se hace con todos adentro y con los chicos que de alguna manera estaban afuera de las posibilidades culturales, por lo que este es un acto (la implementación de la TV Digital) de soberanía, entendiendo la misma como una soberanía cultural”.

En palabras de Bauer, el nuevo paradigma comunicacional que se instala en la Argentina a través de la LSCA y de la TV Digital “generará un modelo mucho más justo, donde toda la población pueda acceder a la televisión libre y gratuita, para que la cosa deje de dividirse entre quienes tienen dinero y puedan ver, y quienes no tienen nada y quedan afuera de todo.”

Se prevé que el nuevo sistema comunicacional promoverá la producción de contenidos locales, resguardando y promoviendo la cultura regional y nacional, como una manera de romper con los discursos monocordes producidos por los monopolios mediáticos del país.

Su rol integrador tiene que ver con los nuevos protagonistas que entrarán en escena a partir de la digitalización. Pueblos originarios, organizaciones sociales y barriales, escuelas de frontera, sectores antes marginados tanto para expresar lo suyo como para recibir contenidos comunicativos ahora podrán expresar y compartir sus propias percepciones de la realidad y conocer las de otros sectores.

COMPARTÍ ESTE ARTÍCULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Recibí nuestras novedades

Puede darse de baja en cualquier momento. Al registrarse, acepta nuestros Términos de servicio y Política de privacidad.

Últimos artículos

Reflexionamos al respecto de la marihuana y todos sus usos, desde los recreativos hasta los medicinales.
Sobre controversias y conflictos del teletrabajo, escribe para Revista Zoom: Eduardo Silveyra
El titular de la Celag y escritor español habló con Revista Zoom. Analizó el resultado electoral argentino y contó detalles de su nuevo libro “Evo: operación rescate”.