Santa Fe. Las propuestas del peronismo para quedarse en la Casa Gris

En diálogo con la revista digital Zoom, Marcelo Lewandowski, senador nacional por la provincia de Santa Fe, conversó sobre varios puntos de la plataforma económica de su espacio, la gestión de Perotti, y los desafíos productivos de la provincia.

El domingo 16 es el turno de la provincia de Santa Fe para definir los candidatos que encabezarán las listas de cara a las generales. Los comicios tendrán ocho frentes electorales con 13 precandidatos a la gobernación, además de la nómina de legisladores provinciales, intendentes, concejales y autoridades comunales.

En el oficialismo hay varios nombres con aspiraciones pero casi ninguno presenta credenciales serias para competir con los candidatos opositores. La excepción es el senador Marcelo Lewandowski que logró un acuerdo reñido con el gobernador Omar Perotti y en la recta final aceleró para llegar con posibilidades.

Este escenario enrarecido empuja a otra interpretación sobre la interna. La atención parece estar puesta no tanto en la definición electoral como en la sucesión que la cosecha de votos de Lewandowski lograría en la conducción del peronismo santafesino. Quizás eso explica el tibio apoyo de Perotti, que aspira a quedarse con varios escaños en diputados para sortear el impacto de una gestión muy cuestionada.

Basta sondear las declaraciones del resto de los candidatos de la interna para verificar las diferencias que median entre todos los aspirantes y el gobernador saliente. Para Leandro Bussato, Perotti tuvo un gobierno “poco peronista en la distribución del ingreso”. Mientras que Eduardo Toniolli de la lista “Futuro sin miedo” deslizó “de este lado de la grieta hay dirigentes o funcionarios, y habló del gobernador Perotti, que cuando les ha tocado gobernar y tienen que tomar una definición consultan con la Bolsa de Comercio”.

Que los candidatos exhiban sus diferencias, no sugiere que una vez terminada la interna dejen de alinearse en torno al ganador. A su debido momento, todos los aspirantes señalaron la popular y trillada frase “el que gana conduce y el que pierde acompaña”. Vale aclarar que en el peronismo santafesino no hay mucho margen para las aventuras y los portazos dada la ventaja que se aprecia en los sondeos previos en favor del agrupamiento entre radicales, socialistas y cambiemitas.

En Juntos por el Cambio, la lista se inscribió como Unidos para Cambiar Santa Fe debido a que la coalición incorporó al partido socialista en su interna. Así la lista tiene tres postulantes: Mónica Fein, por el socialismo, y los dos radicales, el ex ministro de Seguridad de la provincia Maximiliano Pullaro y la senadora nacional Carolina Losada.

Detrás de Pullaro y Losada se ventila la interna entre Larreta y Bullrich, por eso la campaña tuvo condimentos explosivos con acusaciones de grueso calibre y la dificultad a futuro de acercar posiciones entre los dos candidatos que animan la interna. Cabe agregar que, con la incorporación del Socialismo, Unidos para cambiar Santa Fe logra el objetivo de eliminar el escenario de paridad que había hasta entonces entre las tres fuerzas. En la intención de votos, la lista se acerca a un cómodo 50%.

Otro fenómeno propio de la era digital se ciñe sobre los comicios del fin de semana. Dada la polaridad que hay en la intención de votos, lo que cuesta creer no es ya la posibilidad de que los dirigentes acerquen posiciones una vez que se conozcan los resultados, sino que los votantes, en función de un criterio que prioriza personalidades antes que espacios o proyectos, decidan votar por un candidato que no eligieron llevando su voto hacia otra figura que reúna las características de un perfil que consideran idóneo para la gestión.

En Santa Fe esta situación tiende a profundizarse. A la problemática de la economía y sus consecuencias sociales, se le agrega la gravedad de la inseguridad y el narcotráfico cuyo alcance en la vida cotidiana a veces parece incalculable. Perfiles duros, figuras con propuestas redistribucionistas y candidatos que basan su eficacia en la experiencia de la gestión son algunos de los modelos que se aprecian en las innumerables publicidades de campaña.

El modelo de Lewandowski: agroindustria, conectividad y federalismo

Marcelo Lewandowski es el candidato con más chances, dentro del peronismo local, de suceder a Omar Perotti en la función de gobernador. El senador nacional competirá el domingo próximo en la interna de Juntos Avancemos, espacio en el que compiten Leandro Busatto, apoyado por el jefe de Gabinete Agustín Rossi, Eduardo Toniolli, integrante del Movimiento Evita y el diputado camporista, Marcos Cleri.

Para comenzar el diálogo con la revista Zoom, Lewandoski ofreció una cerrada defensa de la gestión actual resaltando un dato que ninguno de sus competidores parece cuestionar. “Se revirtió lo que era un déficit en superávit”, dijo el senador nacional en referencia al ahorro fiscal de 32 mil millones de pesos que la cartera de hacienda provincial anunció algunos meses atrás.

A pesar de los cortocircuitos evidentes entre Perotti y Lewandowski, el ex periodista responde a cada pregunta priorizando la unidad y remarcando aquello que considera “avances” de la gestión actual: “Se desarrolló obra pública por toda la provincia y no hay pueblo o ciudad que no haya recibido al menos una obra, sin tener en cuenta las banderías políticas. El Boleto Educativo Gratuito y la Billetera Santa Fe son dos políticas para destacar y significan un extra para los bolsillos de los santafesinos”.

La relación de Perotti con el campo ha sido bastante más estrecha que el vínculo entre el agro y el gobierno nacional. El mandatario supo construir un puente con productores y cerealeras que Lewandowski se esfuerza en apoyar: “Los productos santafesinos se exportan a 135 países. Queremos seguir expandiendo la marca Santa Fe en todo el mundo”.

Pero, al mismo tiempo, el candidato comienza a desmarcarse de la propuesta productiva del oficialismo provincial. Para Lewandoski, es necesario diversificar la matriz productiva: “Nuestra política es una política agroindustrial. Nosotros no decimos campo o industria. Nosotros decimos campo e industria de la mano y decimos producción con valor agregado”.

Otro de los temas de la agenda productiva pasa por la cuestión energética. La planificación del gasoducto Néstor Kirchner, inaugurado durante el fin de semana pasado, prevé en su segundo tramo llegar a la localidad santafesina de San Jerónimo Sur. “Tener energía permite establecer empresas donde hoy es imposible, eso genera desarrollo y arraigo, que ningún santafesino se vea obligado a dejar su lugar para conseguir más oportunidades”, destacó Lewandoski.

Durante los últimos años la provincia desarrolló una política de economía del conocimiento que tiene como principales protagonistas a jóvenes de distintos sectores de la producción. La continuidad de la propuesta para el senador pasa por el mejoramiento y la “democratización” de la conectividad. “Existe un plan de conectividad que vamos a continuar y desarrollar en profundidad. Hoy la conectividad es tan importante como cualquier otro servicio y constituye un derecho. Debemos complementarnos con las empresas para que cada santafesina y cada santafesino puedan estar conectados”, argumentó.

Durante la celebración por la independencia desde Rafaela, Omar Perotti habló de la obra de Gervasio Artigas para reclamar una Argentina “genuinamente federal”. Lewandowski parece moverse en la misma sintonía ya que no dejó pasar la oportunidad para hablar de la sanción de la Ley de Emergencia Social, una normativa destinada a incrementar las partidas presupuestarias desde nación para paliar diferentes problemáticas sociales. “El beneficio de esta Ley es inmediato porque implica más fondos que se destinan a la provincia de Santa Fe para la atención de los barrios y las localidades del Gran Rosario y el Gran Santa Fe, a través de obras de infraestructura y políticas de contención social”, detalló.

El senador considera que “el fondo que se hizo en 1994 quedó completamente desactualizado, por tal motivo queremos elevarlo a 15 mil millones de pesos y que tenga actualizaciones periódicas”. Para el candidato, la modificación de la ley implica “más obras y más servicios que significan más arraigo, más inclusión y más desarrollo”.

El crecimiento de las bandas criminales con epicentro en Rosario tiene un efecto transversal, ya que no sólo agudiza las problemáticas sociales que arrastran los barrios populares durante décadas, sino que también su circuito económico va reemplazando las articulaciones entre el Estado, el mercado formal y la población.

“Destacamos la reciente apertura de la oficina de la UIF en Rosario, esto permitirá un seguimiento más próximo a las presuntas maniobras de lavado”, respondió Lewandowski cuando se le consultó sobre la problemática. Aunque la política de seguridad de Perotti es una de las más cuestionadas, el senador insiste en valorar el trabajo hecho por el oficialismo: “Seguiremos apoyando estas investigaciones y brindaremos desde la Gobernación todas las herramientas que sean solicitadas”.

La suerte está echada y en el universo del peronismo provincial el domingo se juega un partido que puede trastocar la relación de fuerzas al interior del espacio. En la medida que Juntos Avancemos busca ser electoralmente competitivo, también define nuevos conductores y modelos de gestión.

COMPARTÍ ESTE ARTÍCULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Recibí nuestras novedades

Puede darse de baja en cualquier momento. Al registrarse, acepta nuestros Términos de servicio y Política de privacidad.

Últimos artículos

El sistema que quiere imponer el gobierno nacional, a la luz de los hechos concretos. La retórica institucionalista, con el deterioro democrático bajo el poncho. Por Gustavo Castro
Caso Brieger: Lamentablemente, todo tiene que ver con el poder, en su liso y llano significado. El abuso sexual, el abuso laboral, el silencio del resto, todo está ligado a las jerarquías y a la pura maquinaria del poder. Por Martina Evangelista
Ecos y voces: ¿frente a una nueva reforma constitucional? Panorama político sobre la provincia. Por Cristian Perg, corresponsal de Tucumán.