La infantería quedó sola y con pelea interna

Es evidente que la Federación Agraria Argentina puso durante el enfrentamiento con el gobierno: LA INFANTERÍA. Es decir a los soldados que van al frente de batalla y los tractores (que son un vehículo intermedio entre el automóvil y el tanque).

Las otras organizaciones pusieron fundamentalmente los fondos económicos y las avionetas para trasladar a De Angeli y Buzzi a distintos puntos del país, para arengar a la dispersa tropa. Tanto la Sociedad Rural como CRA, no podían aportar tropa en el encontronazo con el gobierno, sencillamente porque no la tienen. Antes usaban la tropa del ejército argentino. Ahora usan a los afiliados a la federación agraria y al poder de la prensa que se les asocia para enfrentar al gobierno. El objetivo de la Sociedad Rural y CRA, era obtener lo que finalmente obtuvieron: LA CAIDA DE LA RESOLUCIÓN Nª125 como objetivo económico y la derrota parlamentaria del gobierno como objetivo político.

Es decir con el objetivo político de limar, erosionar y debilitar al gobierno ante las elecciones del año próximo, para poder negociar con mejores posibilidades de éxito los ingresos económicos para su sector. En estos momentos ha comenzado una nueva puesta en escena de las asambleas campesinas, donde solo han aparecido en primer plano dos dirigentes de la Federación Agraria Argentina: Alfredo De Angeli y Eduardo Buzzi. Estos dirigentes son en realidad los que han llevado a sus afiliados a perder las ventajas económicas ofrecidas por el gobierno a lo largo del desarrollo del conflicto de más de cuatro meses. Estas mejoras para el sector de los pequeños y medianos productores eran posibles si se aprobaba en el parlamento la propuesta del gobierno. Al caerse esta propuesta, es imposible económicamente brindar estas ventajas.

La población en general vio, por los medios masivos de comunicación, los abrazos eufóricos y emocionados de los dirigentes de las cuatro organizaciones integrantes de la mesa de enlace. Se mostraban exultantes y vencedores. Ahora, la población observa desconcertada, como a solo treinta días de semejante festejo, salen nuevamente a las rutas para exigir soluciones que deben darse en el marco de la negociación, el estudio y la articulación de las propuestas para que no se produzcan nuevamente enfrentamientos con cortes de rutas y toma de la población y el consumidor de rehenes.

Es evidente que se está llevando a cabo un enfrentamiento interno por la presidencia de la Federación Agraria Argentina, que es la organización que más puso (en hombres) en el desarrollo del conflicto y quien más perdió al caerse la votación en el Senado. Las otras organizaciones si bien quieren avanzar en el mejoramiento de las condiciones de producción, no han mostrado voluntad de salir a las rutas, porque saben que la población, que ya sufrió bastante por las consecuencias de los cortes de rutas, no aceptará una segunda puesta en escena del espectáculo amenazante y desabastecedor con aumento de precios de los últimos meses.

Hay que recordar que más del 80% de la población repudia los cortes de rutas. Es decir que dentro de este porcentaje están también los que apoyan al campo. A decir verdad las bajas en los precios de los productos agrarios no son atribuibles al gobierno, sino a las oscilaciones del mercado internacional (que presenta una gran volatilidad) y a la mejora en las posiciones del Dólar frente al Euro que también hizo caer los precios de los granos y del petróleo. A esta realidad enojosa para los que pensaban que estos precios de los granos internacionalmente altos se mantendrían por siempre, se le suma una sequía no vista desde hace muchísimos años. Estas oscilaciones eran las que el gobierno previó al diseñar las retenciones móviles que no fueran aceptadas por los sectores del campo.

Quizás los dirigentes de la Federación Agraria Argentina, que luchan internamente por el poder de su organización, quieran hacerle pagar al resto de la sociedad sus pérdidas económicas por factores económicos internacionales o por la persistente sequía.

Están muy equivocados y recibirán el repudio de la sociedad en su conjunto, que ahora está empezando a ver claro.

Atentamente JUANCHO MILITANTE

COMPARTÍ ESTE ARTÍCULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Recibí nuestras novedades

Puede darse de baja en cualquier momento. Al registrarse, acepta nuestros Términos de servicio y Política de privacidad.

Últimos artículos

Comparamos las cifras de pobreza del 2020 y el 2021 según el INDEC. A partir de ellas, analizamos cuales podrían ser los caminos a seguir.
A cuatro años de la desaparición forzada de Santiago Maldonado seguimos sin saber que le sucedió. Mientras tanto, la causa se encuentra paralizada en la Corte Suprema de Justicia.
Evocamos a la jornada histórica del 17 de octubre en clave jurídica, contemplando lo que posterior a ella será la Constitución del 49 y sus derechos.