En las reuniones previas a la IV Cumbre de las Américas EEUU se encontró con todo lo que no quería escuchar

Por Causa Popular.- Se acerca la IV Cumbre de las Americas, y mientras se preparan todo tipo de repudios a la visita de George W. Bush, ya están en marcha las negociaciones del Grupo de Revisión e Implementación de Cumbres (GRIC). En el marco de estas reuniones, diplomáticos argentinos y estadounidenses profundizan sus diferencias respecto a cómo interpretar el lema de la Cumbre: “crear trabajo para enfrentar la pobreza y fortalecer la gobernabilidad democrática”. Presionado por la inoperancia desatada en la catástrofe humanitaria que sufre el sur de su país, Bush por intermedio de su embajador en nuestro país, abre el paraguas y pone en duda su presencia en la “ciudad feliz” durante el mes de noviembre.

Las primeras repercusiones periodísticas de los encuentros preparatorios para la Cumbre de las Américas que se desarrollará en Mar del Plata, confirmaron que los cruces de posturas entre Estados Unidos y Argentina recién están comenzando.

Las diferencias, ya anticipadas por Causa Popular, antes de la concreción de estas jornadas del GRIC realizadas en el Palacio San Martín, están centradas en torno a las condiciones en las que se deben desarrollar las políticas de generación de empleo genuino, cuestión central que abordará la Cumbre a realizarse los primeros días de noviembre.

El tema de debate está referido a los condicionamientos externos que, según países como Argentina, rodean a los problemas del desarrollo económico.

La presencia del embajador de EEUU ante la OEA John Maisto, anticipó el endurecimiento de la postura del gobierno de Washington y, por ende, mayores dificultades en el logro de un consenso para la redacción de un texto final de la Declaración de la Cumbre.

Maisto, además no desaprovechó la oportunidad y ratificó la intención de su país de este texto necesariamente tenga un párrafo destinado a reafirmar la implementación del Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA).

En la apertura de la jornada del GRIC que comenzaron el pasado jueves, la Argentina volvió a plantear sus cuestionamientos a los condicionamientos externos en el desarrollo de las economías regionales, el peso del endeudamiento y las trabas al libre comercio que producen las medidas proteccionistas de sus productos agrícolas implementadas por los países centrales .

El vicecanciller Jorge Taiana, al abrir las reuniones del GRIC, al respecto, caracterizó el crecimiento del período 1990-2003 como “lento e inestable” y señaló que produjo mercados laborales débiles, aumento de la informalidad y el crecimiento de la brecha entre trabajadores calificados y no calificados.

Al cuestionar las barreras proteccionistas, Taiana enfatizó: “Las barreras comerciales, los subsidios, la aplicación indebida de medidas antidumping, las barreras técnicas y las medidas sanitarias, las crestas arancelarias y la ayuda interna distorsionan el comercio y nos dificultan una mayor generación de riqueza”.

Como lo hiciera el presidente Kirchner al cierre de la III Cumbre realizada en Monterrey, México, en el año 2006, Argentina también planteó en el foro la necesidad de “continuar trabajando en la reforma de la arquitectura financiera internacional con el objetivo de contribuir a la prevención y la rápida solución de las crisis financieras”.

El Embajador de Estados Unidos en la OEA Maisto, no se hizo esperar, y enfatizó que “la responsabilidad de crecimiento de un país determinado depende del país mismo, que tiene la obligación de desarrollarse y hacer crecer su economía con políticas inteligentes y correctas”.

Ya finalizada el primer día de deliberaciones, Maisto, brindó una conferencia junto al Embajador de su país en la Argentina, en la misma embajada, donde reafirmó que el proceso de desarrollo, “empieza con gobiernos individuales que tienen su propia responsabilidad, lo que algunos llaman soberanía”.

Maisto refirió, en consecuencia, que los reclamos de países como la Argentina en torno a las condicionalidades externas “son temas de comercio que están siendo negociados. Son parte de una ronda de discusiones que cubre el mundo, y no solo este hemisferio, y vamos a seguir esta línea”.

Según los propios negociadores argentinos, las observaciones de Estados Unidos están centradas, en la búsqueda de reafirmar una visión positiva de las políticas de los ’90 surgidas tras el Consenso de Washington, y en la necesidad de mantener aquellos lineamientos como base para la formulación de políticas de generación del empleo, tal el objetivo central que Argentina le otorgó a la Cumbre de Mar del Plata.

El jueves, los coordinadores nacionales por ser los anfitriones, los representantes de los Estados Unidos (en realidad por considerarse los dueños de la pelota) comenzaron a debatir en detalle a lo largo de la jornada el texto de la Declaración que el 5 de noviembre firmarán los presidentes de 34 países de América, reunidos en la Cumbre de Mar del Plata bajo el lema “Crear trabajo, para combatir la pobreza y fortalecer la gobernabilidad democrática”.

En cuanto a las versiones que circularon estos días sobre que el Presidente Bush no vendría a Mar del Plata, y que fueron desmentidas en forma ambigua por el embajador Lino Gutierrez, cabe rescatar lo señalado por el sitio Visiones Alternativas:

“En medio de sonrisas y encuentros regados por el buen vino de la abundancia que disfrutan los funcionarios a la hora de tratar la pobreza de los 23 millones de desempleados y de los 150 millones de subempleados sudamericanos, surgieron voces del Mercosur que arriesgaron la siguiente afirmación: Bush no estará presente en Mar del Plata porque lo espera un marco hostil, como manifestaciones callejeras en su contra, con el Mercosur que dice revelarse frente al ALCA y con una Venezuela firme pese al hostigamiento permanente de Washington.

Para colmo, la inoperancia de su gobierno frente al catástrofe de Nueva Orleans, repudiada en distintos tonos en toda América Latina, deja a Bush en un mal momento para andar paseando por el mundo, dando recetas sobre cómo hacer las cosas”.

COMPARTÍ ESTE ARTÍCULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Recibí nuestras novedades

Puede darse de baja en cualquier momento. Al registrarse, acepta nuestros Términos de servicio y Política de privacidad.

Últimos artículos

Las políticas encarecedoras y expulsivas en la Ciudad de Buenos Aires lo único que hacen es aumentar. En esta nota analizamos cual es la situación actual de la economía y vivienda de los ciudadanos y el rol que ocupa el Estado en su desempeño.
Gilda se hizo Santa porque así lo quiso el pueblo. A 25 años de su muerte, recorremos su vida y su impacto social, el cual sigue siendo vigente.
El intendente de Tapalqué habló con revista Zoom sobre los cambios en el gabinete nacional y provincial. Conversamos sobre la economía y creación de trabajo como ejes de campaña en la llegada de las elecciones generales.