El petróleo y la información en la mira sudamericana: Chávez, Lula y K avanzan en Petrosur y Telesur

Por Causa Popular.- Fortalecido luego de que fracasara el intento de la secretaria de Estado de los Estados Unidos Condolezza Rice para aislarlo diplomáticamente en la región, el presidente venezolano, Hugo Chavéz, anunció que el próximo lunes 9 sostendrá un encuentro trilateral en Brasilia con sus colegas de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, y Argentina, Néstor Kirchner. “Estaremos en Brasilia el día lunes en una reunión trilateral con Kirchner y Lula para seguir en la integración”, reveló Chávez a la prensa sin dar otras precisiones sobre la agenda del encuentro. Este se realizará en el marco de la Cumbre Sudamérica-Países Arabes que se efectuará en la capital brasileña entre el 10 y 11 próximos, a la que Chávez confirmó su asistencia la semana pasada. No estará ausente en la cumbre la participación de Brasil en Telesur, la televisora estatal impulsada por Venezuela que hará su primera transmisión de prueba el 24 de mayo.

Como no podía ser de otra manera, en el anuncio estuvo presente la tensa relación que la Revolución Bolivariana tiene con Estados Unidos. Hugo Chávez declaró que su cita con Lula y Kirchner, no será para avanzar en el “eje del mal”, sino en el “eje de ideas nuevas y la búsqueda de un nuevo camino”.

De esta forma el mandatario venezolano aludió a la acusación que realiza EEUU contra su país de liderar en la zona alianzas en su contra. La cita es la continuación del convite que los tres gobernantes sostuvieron en Uruguay el pasado 2 de marzo en el marco de la asunción de Tabaré Vázquez.

La pregunta obligada es qué puede tener de distinto este encuentro entre los tres mandatarios a los realizados en otras oportunidades. En principio, la diferencia estaría dada porque en la capital brasilera se va a comenzar a dar forma definitiva a la empresa Petrosur SA, la iniciativa de conformar una petrolera sudamericana que impulsa el mandatario venezolano.

Petrosur es una iniciativa para fusionar a las empresas Petróleos de Venezuela (PdeVSA) con Petrobras de Brasil y la pequeña Enarsa, de Argentina. De concretarse esta operación, surgiría un peso-pesado en el negocio energético. Tal vez, el mayor proyecto de integración que llevan adelante países integrantes de la Comunidad Sudamericana de Naciones (CSN), ya que busca convertir a Petrosur en una enorme empresa con fuerte participación estatal.

Venezuela es el mayor productor de petróleo fuera de Eurasia, y la industria petrolera brasilera ha alcanzado niveles de producción e innovación de primer nivel. El socio más débil es Argentina, con una Enarsa que sólo puede exhibir como capital propio dos estaciones de servicio, aunque en un país con reservas importantes de gas natural y petróleo pero que se encuentran en manos del capital transnacional europeo.

El motivo de la reunión no es precisamente el mencionado, sino la realización de la Cumbre Mercosur-Países Arabes, a realizarse en Brasilia el lunes y martes próximos. “Dentro de los temas que se van a tratar en la mini cumbre, se discutirá sobre Petrosur”, aseguró una fuente de la cancillería argentina.

Otro tema a abordarse, llevado por la delegación argentina, es uno un tanto recurrente y se refiere a la Comunidad Sudamericana de Naciones. La Casa Rosada, a diferencia de su socio mayor, cree que antes de impulsar tal Comunidad, se deben solucionar los problemas irresueltos del Mercado Común del Sur (MERCOSUR). Para el presidente Kirchner, igual que para los industriales argentinos, el bloque comercial tal cual está planteado beneficia a Brasil. Debido a esto, Argentina va a insistir en la aplicación de salvaguardas, cupos o aranceles para proteger la industria de cualquiera de los países del bloque ante grandes desbalances económicos de los miembros del Mercosur.

Este desbalance fue la razón principal de los recientes altercados diplomáticos que mantuvieron los gobiernos de Argentina y Brasil. Según la cancillería argentina, los otros temas de la minicumbre de Kirchner, Lula y Chávez, estarán relacionados con la Organización de Estados Americanos (OEA), y con la conformación de un fondo social para combatir la pobreza.

Telesur, otro tema de agenda

Es muy probable que en la cumbre también se hable de Telesur, la televisora satelital regional impulsada por Venezuela para competir con las cadenas internacionales, y que comenzará sus transmisiones de prueba el 24 de mayo. El gobierno venezolano está interesado en la participación de Brasil en el proyecto que ya cuenta con acciones de Argentina 20 por ciento, Uruguay 10 por ciento, Cuba 19 por ciento, y su impulsor Venezuela con el restante 51 por ciento.

“La señal de prueba comienza el 24 de mayo hasta el 24 de junio y (ese día) esperamos lanzar una señal que comience a incorporar avances informativos, y ya para mediados de septiembre debemos salir con la señal de Telesur desde los estudios completamente terminados”, dijo a la prensa el ministro de Información de Venezuela. Además señaló que su país negocia con Brasil un 20 por ciento del capital accionario de la emisora.

La sede principal de Telesur estará en Caracas, con unas primeras cinco corresponsalías en Los Angeles, Bogotá, Lima, Rio de Janeiro, Buenos Aires y Montevideo, señaló. “Con Brasil tenemos un acuerdo de intercambio de información, pero queremos que Brasil se incorpore de forma orgánica a Telesur, hasta ahora no se han decidido a hacerlo porque han estado muy concentrados en (su proyecto televisivo) Brasil Internacional”, apuntó el ministro.

El gobierno venezolano confirmó que el tema será tratado entre los presidentes de Venezuela Hugo Chávez y de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva en el marco de la cumbre de países árabes y sudamericanos del 10 al 11 de mayo en Brasilia. Para el ministro de Información el canal intentará ser “un instrumento para la integración, una ventana donde podamos vernos nosotros mismos, los países del Sur, no solamente en cuanto a la información, que va ser eje fundamental, sino también en cuanto a sus expresiones culturales, audiovisuales”. Chávez por su parte, ha dicho que Telesur tiene como objetivo contrarrestar la información de las grandes cadenas noticiosas mundiales, que según el mandatario mantienen una “dictadura noticiosa”.

Alerta por sabotajes en PDVSA

Ni al más distraído se le escapa que el éxito del la revolución Bolivariana, cuyo líder según las últimas encuestas cuenta con el apoyo de más del 70 por ciento de la población, está asentado en la riqueza petrolera del país, y el correspondiente manejo de estos recursos por parte del Estado venezolano.

Vale como ejemplo que en la última semana de abril, gracias a los altos precios del petróleo, las reservas internacionales de Venezuela subieron 498 millones de dólares y alcanzaron los 27.210 millones, según señaló el Banco Central de Venezuela.

El petróleo suministra más del 80 por ciento de las divisas que ingresan al país y por cada dólar que sube o baja, los ingresos anuales aumentan o disminuyen en unos 1.000 millones de dólares. El Gobierno considera que el actual volumen de reservas supera el nivel necesario y presenta un superávit que podría ser utilizado en planes para mejorar la calidad de vida de la población. “Si hay excedente de reservas internacionales, el país tiene derecho a utilizarlas en programas sociales”, indicó el presidente Hugo Chávez el pasado 10 de abril.

Según el Fondo Latinoamericano de Reservas, Venezuela dispone de más divisas que sus cuatro socios andinos juntos (Bolivia, Colombia, Ecuador y Perú). Las reservas han registrado un sostenido aumento en los últimos años al pasar de 12.289 millones de dólares en 2001 a 14.786 millones en 2002, a 21.299 millones en 2003 y a 23.462 millones de dólares en 2004.

Ante este escenario no extraña la noticia difundida por el gobierno venezolano de los presuntos sabotajes en PDVSA y sus sospechas sobre el involucramiento de la CIA en esas operaciones.

Con una oposición del país destruida luego de un golpe de Estado frustrado, una huelga patronal de 60 días en la industria petrolera fracasada, y un referendo revocatorio que le dio amplio triunfo a Chávez, los Estados Unidos flaquean de una oposición legal y organizada que sea pueda amenazar la continuidad de Chávez en el poder.

Según declaró el secretario de la Comisión de Defensa de la Nación (Codena) y general del ejército Melvin López a la agencia estatal ABN el pasado lunes 2 de mayo, la Fuerza Armada Nacional (FAN) de Venezuela “se encuentra en estado de alerta” tras detectarse acciones de sabotaje en la estatal Petróleos de Venezuela SA (PDVSA).

“No se puede alertar ante las cosas que están sucediendo. Sin embargo, se realizan las investigaciones para luego proceder por la vía judicial”, dijo López en el foro “Defensa y soberanía”. El militar insistió en que no proporcionará más detalles y, aunque también denunció “robo de material petrolero”, reiteró que “se adelantan las investigaciones correspondientes a un supuesto sabotaje, dado que se presume que hay gente dentro de PDVSA que quiere llevar adelante un paro silencioso”.

Frente a ello, añadió, “la FAN aplica los planes de inteligencia pertinentes en la industria, a través del operativo denominado ‘Oro Negro’”, conjuntamente con “operativos en las áreas fronterizas de Zulia, para evitar el contrabando de combustible”. López “no descartó que haya funcionarios de la CIA (Central de Información de EEUU) o de grupos de inteligencia operados por trasnacionales extranjeras detrás de estas acciones de sabotaje”.

El diario opositor “El Nacional” aprovechó esta situación y difundió una supuesta declaración de López que alertaba “de trabajadores que se niegan a realizar los debidos mantenimientos a algunas instalaciones, y sobre daños a equipos y sistemas operativos de la industria, como válvulas, ductos y oleductos, con lo que se estaría afectando la producción petrolera”.

Estas últimas declaraciones fueron negadas rotundamente por Chávez que acusó al diario El Nacional y El Universal de llevara adelante una campaña mediática “alarmista” contra la petrolera estatal PDVSA, y dijo que quienes critican sin fundamento a la industria petrolera “son defensores del neoliberalismo.”

“Para nada es cierto que la producción cayó, que Venezuela no puede cumplir sus compromisos, que hay una problemática de incapacidad” de sus trabajadores como señalan “los golpistas petroleros”, expresó Chávez en respuesta a las versiones que circularon con inusual velocidad por las cadenas internacionales de noticias.

El presidente venezolano afirmó que esos medios de prensa “no dicen que PDVSA entregó en este primer trimestre una cantidad gigantesca de recursos para viviendas, para la misión Vuelvan Caras y Robinson (programas sociales y educativos) o para el Fondo de Desarrollo Económico y Social». Para Chávez la campaña contra PDVSA proviene de “países adversarios que tienen sus lacayos y voceros aquí”.

Las lecciones acumuladas en Venezuela en los últimos años componen un panorama crítico para Latinoamérica, donde la pelea por la defensa del subsuelo nacional va de la mano de una herramienta informativa que impida las permanentes operaciones de prensa de los grupos económicos trasnacionales. Quizás de ese modo el día de mañana, la revolución sí sea televisada.

COMPARTÍ ESTE ARTÍCULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Recibí nuestras novedades

Puede darse de baja en cualquier momento. Al registrarse, acepta nuestros Términos de servicio y Política de privacidad.

Últimos artículos

Las políticas encarecedoras y expulsivas en la Ciudad de Buenos Aires lo único que hacen es aumentar. En esta nota analizamos cual es la situación actual de la economía y vivienda de los ciudadanos y el rol que ocupa el Estado en su desempeño.
Gilda se hizo Santa porque así lo quiso el pueblo. A 25 años de su muerte, recorremos su vida y su impacto social, el cual sigue siendo vigente.
El intendente de Tapalqué habló con revista Zoom sobre los cambios en el gabinete nacional y provincial. Conversamos sobre la economía y creación de trabajo como ejes de campaña en la llegada de las elecciones generales.