Con Cristina, para recuperar la Ciudad

A pesar de que la gestión en la Ciudad de Mauricio Macri es pésima, y que varios de sus funcionarios son investigados por la Justicia para determinar el grado de responsabilidad en la conformación de una estructura para espiar a dirigentes políticos, sociales y sindicales, y también a familiares, el jefe de Gobierno continúa con su plan neoliberal y no da muestras de cambio a la ciudadanía.

Hace unos días, Macri y Juliana Awada se casaron en Tandil en la Estancia La Carlota, propiedad de Jorge Blanco Villegas. Gran parte de los tandilenses conocen los negocios de Villegas y muchos dicen que su fortuna se debe a que está involucrado al tráfico de armas. Los medios hegemónicos de prensa cubrieron “la gran fiesta de Macri”, pero ninguno fue capaz de hacerse eco de las sospechas que rodean al empresario y muchos menos investigar e informar. Mientras el jefe de Gobierno se casaba y se iba de vacaciones, amplios sectores se oponían en las calles porteñas al proyecto neoliberal y al achique del Estado en todas las esferas de lo público que lleva a cabo el macrismo.

Aunque Macri cuenta con un blindaje mediático que encubre los errores y su deplorable gestión, al magnetismo se le empieza a hacer muy difícil tapar el sol con la mano. No hay bigote que pueda embellecer el feo rostro del neoliberalismo y de los negocios privados. Sobre todo en una Argentina que agudiza sus contradicciones y que cada vez apoya con mayor firmeza el proyecto nacional que encabeza la compañera Cristina. La aceptación de la gestión de la Presidenta, su imagen, el compromiso y el involucramiento del pueblo con ella son inversamente proporcionales a lo que sucede en la Ciudad con Macri.

Por lo tanto, como salida elegante a tanto mamarracho, Macri podría ser el candidato a presidente en las elecciones del próximo año. De esta manera el PRO jugaría a perdedor, como lo hizo en las elecciones porteñas de 2003 cuando Macri enfrentó a Aníbal Ibarra, y quedaría posicionado como la referencia de la oposición al proyecto nacional. Así, al menos, tendría chances en 2015. Y como parece que Gabriela Michetti viene teniendo varios cortocircuitos en el macrismo, el candidato a jefe de Gobierno sería Horacio “sonrisita” Larreta, que garantizaría la continuidad del neoliberalismo en la Ciudad y los negocios de los amigos.

Por todo esto, el Cabildo Abierto de los Peronistas Porteños con la consigna Vení que junto a Cristina ganamos la Ciudad, convoca para el sábado 18 de este mes a las 16 horas en el Parque Lezama a todos los que quieran acompañar al proyecto nacional en la Ciudad. Basta de impuestazos, de endeudar la Ciudad, de vender el patrimonio urbano, de presupuestos con déficit y de intentar retornar a los ’90 con miseria, hambre y desocupación.

COMPARTÍ ESTE ARTÍCULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Recibí nuestras novedades

Puede darse de baja en cualquier momento. Al registrarse, acepta nuestros Términos de servicio y Política de privacidad.

Últimos artículos

Tras nueve días de paro, el gobierno de MAS deroga la Ley 1386 para desactivar el conflicto y advierte que hay un nuevo intento desestabilizador.
En los próximos días el gobierno dará a conocer con qué mandato se sentará a negociar la firma del acuerdo con el FMI. Recapitulamos los diferentes caminos que podrían ser llevados a cabo.
Breve racconto sobre el historial de gatillo fácil y otros crímenes de la policía porteña.