A pocos días de la victoria de Evo Morales en Bolivia Washington lanza otra ofensiva contra Cuba

Por Causa Popular.- Con el triunfo de Evo Morales en Bolivia, el mapa sudamericano adquiere una clara tendencia antiALCA, y en consecuencia, contraria a los intereses norteamericanos. Frente a este escenario el gobierno de George Bush parece haber decidido profundizar sus ataques a Cuba, único país del “eje del mal” americano con el que puede desplegar todos sus falaces argumentos sobre la democracia representativa y liberal. Mientas tanto, la isla rebelde, bajo el auspicioso proceso latinoamericano, atraviesa su mejor momento económico y fortalece su firme orientación hacia el socialismo. La inteligente táctica del gobierno de Fidel es mostrar al mundo como, mientras los médicos cubanos salvan vidas en cualquier país que acepte sus servicios, el imperio norteamericano, por el contrario, las tortura y asesina.

———————-
Fidel Castro: la transición política es posible en EE.UU. no en Cuba
—————————————-

Cuando todo el mundo esperaba apreciaciones del gobierno de los Estados Unidos, sobre la situación boliviana, el miércoles las agencias internacionales de noticias difundieron declaraciones de la secretaria de Estado Condolezza Rice, producidas en la noche del martes, en las que amenazaba al gobierno cubano con que le “ha llegado la hora”.

Actuando el rol de jefa de color de un virreinato regional, tan anhelado por los norteamericanos en estos tiempos, Rice anunció que se reanudarían las reuniones de la Comisión de Ayuda para una Cuba Libre, cuyo objetivo, declaró, es “apresurar y facilitar” el fin de la “cruel dictadura” de Fidel Castro. La secretaria de Estado, expresó además que la comisión estudiará “medidas adicionales para ayudar a los cubanos a acercar el día en que estarán libres de la opresión”.

La comisión, formada por altos funcionarios del gobierno, fue creada a fines de 2003 por el presidente George W. Bush para elaborar recomendaciones para apurar la transición democrática en la isla.

“La reanudación de las reuniones de la comisión, en estos momentos, envía un mensaje importante al pueblo cubano, a la actual dictadura y a nuestros amigos y aliados”, dijo Rice. El mensaje es que “después de 46 años ha llegado la hora del cambio en Cuba”.

Los diarios de Miami, donde se encuentran los anticastristas más radicales, contextualizaron la reanudación de la comisión en que Washington considera al comandante Fidel Castro la cabeza de la serpiente de los cambios en América Latina, y la necesidad de cortarle la cabeza antes de que siga creciendo.

A su juego lo llamaron, y Fidel no tardo en responder. “Voy a decir lo que pienso de esa famosa comisión: es una pandilla de come mierdas que no merece el respeto del mundo,” dijo el presidente cubano durante un discurso en la Asamblea Nacional cubana.

Cuando la comisión fue lanzada en el 2004, el gobierno había expresado que la Comisión y su programa de 500 páginas para una transición democrática en Cuba son lisa y llanamente un plan de anexión.

Apenas conocidas las declaraciones de Condolezza Rice, antes de su discurso en el parlamento, Fidel también había expresado que el gobierno de Estados Unidos se equivoca si pretende invadir o destruir la isla, “el país es invulnerable militarmente. Están muy equivocados, si alguien piensa invadir Cuba terminará en un gran cementerio para los invasores”, advirtió.

En esta oportunidad Fidel se preguntó qué puede hacer la administración del presidente George W. Bush “ante la realidad de la masiva votación contra el bloqueo a Cuba proveniente de 182 países en la ONU (Organización de las Naciones Unidas), donde sólo cuatro naciones se plegaron al cerco estadounidense”.

“Entre tanto -añadió- surgen nuevas informaciones sobre los centros de tortura por el gobierno estadounidense en la base naval de Guantánamo (este de Cuba) y en países de Europa”.

Para el diario cubano Granma, Fidel expresó en el parlamento cubano que es tan evidente la hipocresía del enemigo que mientras “nuestros Cinco Héroes, verdaderos luchadores antiterroristas, todavía guardan prisión, no se ha explicado cómo, por dónde y con cuál apoyo entró Posada Carriles al territorio estadounidense. Según apreció, las detenciones de éste y sus compinches se deben en buena medida a las denuncias constantes hechas por Cuba.”

“Todos pueden ver que nosotros no maltratamos a nadie, sino curamos a miles de necesitados”, dijo Fidel Castro, al informar que “aumentó el número de naciones interesadas en contar con la asistencia de médicos cubanos”.

Cuba crece con su mejor registro histórico

En la última sesión parlamentaria del año Fidel Castro anunció que la economía de la isla creció 11,8 por ciento en 2005, el mejor registro de su historia y de la Revolución.

Durante este año además se elevaron los salarios mínimos, las pensiones y las prestaciones de la asistencia social que beneficiaron directamente a más de 5 millones de cubanos.

Antes de comenzar los debates y a propuesta del Consejo de Estado y de la presidencia de la Asamblea Nacional, los diputados aprobaron un mensaje dirigido a Evo Morales, en el cual se expresa “la profunda alegría con que el Gobierno y el pueblo de Cuba recibieron la histórica victoria del pueblo boliviano en las elecciones del pasado domingo y la proclamación por aplastante mayoría de Evo como Presidente de esa nación latinoamericana.”

El 2005 se distinguió para Cuba además por la rápida puesta en práctica de nuevas concepciones sobre el desarrollo del sistema electro energético, basadas en el ahorro y la eficiencia; la batalla contra la corrupción y el delito apoyada en los valores éticos y morales sembrados por la Revolución, y el crecimiento del PBI que, tratándose de Cuba y medido en forma adecuada a su realidad, expresa un verdadero desarrollo volcado hacia el pueblo y no un simple crecimiento de cualquier tipo de transacciones mercantiles como sucede en el resto de los países.

Para el ministro de Economía y Planificación, José Luis Rodríguez, encargado del informe, este año fue “el más fructífero de la Revolución”, y dijo que la cifra del crecimiento del PBI es “la más alta de la historia” de la isla. “Es un resultado verdaderamente impactante para el presente y futuro del país”, dijo Rodríguez ante 523 diputados de la Asamblea Nacional, entre ellos el presidente Fidel Castro.

“Cuba comienza aceleradamente a superar las carencias del Período Especial creando sólidas perspectivas para el desarrollo de una sociedad donde primen la justicia y la solidaridad social”, expreso el ministro, citado por la agencia alemana DPA.

El Período Especial es el nombre que se dio en Cuba a la peor crisis sufrida por el país desde la Revolución del 59, producto de la caída de la Unión Soviética, principal proveedor de bienes y servicios de la más grande de las antillas.

Los datos suministrados por los informes en el parlamento cubano, muestran que los Estados Unidos se equivocan una vez más si consideran a Cuba el eslabón débil del nuevo “eje del mal” latinoamericano.

La revolución cubana, no sólo pasa por un excelente momento en su economía interna sino que además se fortalece en un escenario regional, en el que la bandera antiimperialista se extiende elección tras elección con más fuerza en la región, y cuenta en la Revolución Bolivariana de Venezuela con su base más sólida.

COMPARTÍ ESTE ARTÍCULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Recibí nuestras novedades

Puede darse de baja en cualquier momento. Al registrarse, acepta nuestros Términos de servicio y Política de privacidad.

Últimos artículos

Las políticas encarecedoras y expulsivas en la Ciudad de Buenos Aires lo único que hacen es aumentar. En esta nota analizamos cual es la situación actual de la economía y vivienda de los ciudadanos y el rol que ocupa el Estado en su desempeño.
Gilda se hizo Santa porque así lo quiso el pueblo. A 25 años de su muerte, recorremos su vida y su impacto social, el cual sigue siendo vigente.
El intendente de Tapalqué habló con revista Zoom sobre los cambios en el gabinete nacional y provincial. Conversamos sobre la economía y creación de trabajo como ejes de campaña en la llegada de las elecciones generales.