100 años Pueblo

Tengo un pacto de amor con la hermosura.

Tengo un pacto de sangre con mi pueblo.

Al cumplirse los cien años del Natalicio de Pablo Neruda, el poeta y militante popular chileno, en todo el mundo se realizan actividades conmemorativas.
Desde este espacio va también nuestro sencillo homenaje

Nació el 12 de julio de 1904 en Parral, zona Central de Chile. Neftalí Ricardo Reyes Basoalto, muy joven cuando se hizo poeta, empezó a llamarse Pablo Neruda, después se preguntará:

¿Hay algo más tonto que llamarse Pablo Neruda?

Estudia francés en el Pedagógico de la Universidad de Chile, en Santiago. Ahí comienza su consagración como joven poeta. En 1933 es nombrado Cónsul en Buenos Aires, se rodea de lo más granado de la intelectualidad porteña, conoce a García Lorca, Raúl González Tuñón, Pablo Rojas Paz, Oliverio Girondo, Augusto Delfino, Ricardo Molinari, María Luisa Bombal, y tantos otros.

También fue nombrado Cónsul en Extremo Oriente, Barcelona, Madrid y México. Incansable internacionalista y solidario. Lucho hasta lograr comprar un barco, el Winipex, en el cual se embarcan centenares de españoles antifascistas hacía Chile.

En 1945, es elegido senador por el Partido Comunista, en las Provincias de Antofagasta y Tarapacá. Tres años más tarde, se desata la mayor persecución hasta entonces conocida en su Patria contra las fuerzas progresistas, es la época de la Guerra Fría y el Macartismo que en Chile tiene su sirviente: Gabriel González Videla. Ya en la clandestinidad, comienza a escribir su “Canto General”.Cruza a caballo la cordillera rumbo a la Argentina, “el país de los amigos”.

Tanto quería a los argentinos que se casó con una de ellos, Delia del Carril, nacida el 27 de septiembre de 1884 en la estancia Polvaredas, del partido de Saladillo y murió el 26 de julio de 1989 en Santiago de Chile a la edad de 104 años. El pintor chileno Isaías Cabezón, al ver la energía que desplegaba Delia, dijo: “esta Delia es una hormiga”.

Rápidamente el nombre fue adoptado por todos cariñosamente.

En abril 1957, en una de sus visitas a la Argentina, es detenido por orden del Gobierno de Aramburu por considerarlo peligroso, pasa un día y medio en la Penitenciaría Nacional, luego dirá: “De todos modos la recepción que me hicieron los presos comunes, me recompensó ampliamente del mal rato que me hizo pasar la policía”.

Durante su fecunda vida recibió innumerables distinciones, : en 1953 recibe el Premio Lenin de la Paz (que era el Nóbel del mundo socialista), en 1965 es el primer latinoamericano elegido Doctor Honoris Causa de la Universidad de Oxford de Inglaterra y el 21 de octubre de 1971, el Nóbel de Literatura. Su obra está traducida a casi todos los idiomas.
Fue activo militante en la campaña de Salvador Allende. Luego fue embajador del Gobierno Popular en Francia.
Regresa a Chile el año 73, ya con las duras dolencias del cáncer. Murió de enfermedad y de pena en la Clínica Santa María, el 23 de septiembre de 1973 a las 22,30 horas, a los 69 años, “rodeado de asesinos, mientras corría en Chile la sangre por las calles” como diría Rafael Alberti al enterarse.

Dejó varios libros inéditos, pensaba que en 1974, al celebrar su cumpleaños número 70, como se lo había prometido a Allende, la fiesta iba a ser en grande y tenía como sorpresa, ocho libros de poemas inéditos.
Hoy reposa junto a su amada Matilde en su casa de Isla Negra, frente al mar. Siempre será la voz de los humildes, de la protesta, de la lucha, de la esperanza, de la paz.
Será la voz de los que quieren un mundo mejor, de la hermandad entre los hombres, porque su poesía les da fuerza, porque les enseñó que la alegría es posible, y
porque hay que:

“Llenar de pan las tinieblas,

fundar otra vez la esperanza”.

“Si muero sobrevíveme

con tanta fuerza pura,

que despiertes la furia del pálido y del frío,

de sur a sur levanta

tus ojos indelebles,

de sol a sol que suene

tu boca de guitarra.

No quiero que vacilen

tu risa ni tus pasos,

no quiero que se muera mi herencia de alegría”

Pablo Neruda

COMPARTÍ ESTE ARTÍCULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Recibí nuestras novedades

Puede darse de baja en cualquier momento. Al registrarse, acepta nuestros Términos de servicio y Política de privacidad.

Últimos artículos

En el nuevo Afganistán salir a las calles implica quedar desprotegido por cualquier tipo de derecho civil. En esta nota analizamos lo que trae consigo la retirada de Estados Unidos del territorio afgano y el asentamiento del régimen de los talibanes.
Luego de las elecciones y los debates en el Frente de Todos, desde Revista Zoom desarmamos la política económica llevada a cabo por el gobierno y proyectamos hacía el futuro de corto plazo.
Jorge Dorio recorre la semana post-elecciones y con sus versos nos revela que, aunque la derrota aun no haya sucedido, el Frente de Todos debe no solo aliarse, sino empezar a actuar en vez de hablar.