Criptomonedas, un nuevo actor en el Sistema Internacional

Nos introducimos en el mundo de las Criptomonedas y observamos como los estados se vinculan con ellas.

Existen muchas Criptomonedas a nivel global, mas de 8500 para ser exactos. Están el Ethereum, Binance Coin (BNB), Tether (USDT), Cardano (ADA), Solana (SOL), Ripple  (XRP) y Terra, por solo mencionar algunas. Sin dudas que el más popular y difundido es el Bitcoin (BTC); sus defensores lo definen como el “oro digital”, aludiendo que tiene las condiciones de ponerle fin a la supremacía del Dólar y cambiar de raíz el sistema financiero global. Por su parte, sus principales críticos lo presentan como “una burbuja a punto de estallar”, ya que no tiene un respaldo real y concreto, y que actúa como refugio de dineros provenientes de negocios turbios. Odiado y amado, lo cierto es que el Bitcoin mueve millones de dólares alrededor del globo.

Al tratarse de algo que no existe físicamente, las explicaciones pueden tornarse algo abstractas; es por esto que voy a describir lo que es en esencia una Criptomoneda, a partir de Bitcoin.

¿Qué es un Bitcoin?

El Bitcoin (BTC) es un tipo Criptomoneda, es decir, una divisa digital que se utiliza como medio de pago en la compra y venta de productos y algunos servicios, sirviendo también como mecanismo de inversión o ahorro. No existe físicamente, no lo controla ningún banco central de ningún país, como tampoco ninguna empresa, por eso se dice que es una moneda independiente y descentralizada. Fue creado en el año 2009, por un programador o grupo de programadores, bajo el nombre/pseudónimo de “Satoshi Nakamoto”. En aquel momento el sistema fue programado para crear 21 millones de Bitcoins y se estima que el último BTC será minado en el año 2140; originalmente creado en medio de la crisis financiera del 2008 – 2009. La idea de base era buscar una alternativa al mercado financiero controlado por los bancos. Al momento de redactar esta nota 1 BTC es equivalente a aproximadamente 40 mil dólares, y dado este enorme valor es que es posible adquirir una fracción del BTC, la cual se la denomina “Satoshi o Sats”, para hacerlo se debe recurrir a un sistema digital de intercambio, como una billetera virtual, pudiendo acceder desde una simple aplicación en un celular, permitiendo el envió de dinero de forma inmediata y sin intermediarios bancarios.

¿Cómo funcionan los Bitcoins?

Esta tecnología funciona mediante la “cadena de bloques” o “Blockchain”. En términos simples, es una base de datos en la que se registran y quedan aseguradas todas las operaciones. El sistema Blockchain funciona mediante una red descentralizada de computadoras con nodos repartidos por todo el mundo; estos nodos se encuentran enlazados y asegurados mediante una compleja criptografía.

¿Cómo se crea un Bitcoin?

Las computadoras conectadas al Nodo global, deben resolver una compleja ecuación matemática, y al momento de encontrar la respuesta válida a dicho interrogante, reciben como recompensa un Bitcoin. A este proceso se lo conoce como Minería, de lo cual se desprende el concepto “minar Bitcoin”, lo que es equivalente a poner una computadora, con características especificas, a resolver complejas ecuaciones matemáticas a fin de  obtener una Cripto recompensa. Lógicamente que hacer eso con una computadora tiene un costo, y dadas las características del equipo necesario para poner a minar Bitcoin, es un costo inicial considerable, pero que representa una inversión recuperable en un lapso de tiempo, siempre y cuando hablemos de una escala domestica, porque si nos referimos a las “granjas de Bitcoins”, empresas que se dedican al minado, el costo inicial es mucho mayor y además, algo a tener en cuenta es el consumo de energía requerido para hacer funcionar esas computadoras, situación que lleva a plantear el impacto ambiental de las Criptomonedas en general, que con su valor de mercado actual conducen a la liberación de hasta 120 millones de toneladas de CO2 en la atmósfera por año, lo cual es uno de los principales motivos para restringirlas.

Bitcoin, pros y contras

Al igual que con el resto de las Criptomonedas, el Bitcoin, es muy útil para realizar pagos inmediatos y sin intermediarios. La moneda virtual ofrece a los usuarios, no solo un total anonimato, sino, además, la posibilidad de obtener tasas de transacción más bajas, en comparación con los mecanismos tradicionales de pago que involucran a los bancos. Otra de sus ventajas es que, hasta ahora, es un buen refugio para inversores y ahorristas de largo plazo y está tomando mucha popularidad en regiones donde la inestabilidad cambiaria se hace presente y la inflación es un problema cotidiano. Se considera a Latinoamérica como una región “boom” de las Cripto monedas.

En lo negativo, se debe decir que el precio de la Criptomoneda en general, a corto plazo, fluctúa mucho, pudiendo afirmar que la volatilidad es una de sus principales características. Por otro lado, las operaciones realizadas en Bitcoin no son reversibles, es decir que así como no hay un banco o entidad que controle los movimientos de la Criptomoneda, tampoco hay nadie a quien elevar un reclamo o recurrir por estafas o perdidas, por esto es que a la hora de ingresar en el mundo de las Cripto divisas hay que estar dispuesto a perder.

Como sucedió con el deportista Odell Beckham Jr., estrella de fútbol americano que, al fichar por Los Angeles Rams, el 12 de noviembre de 2021, decidió transformar todo su sueldo en Bitcoin para convertirse en el símbolo de una “nueva era”. Sin embargo, el valor de la popular Criptomoneda se desplomó y con él su salario, que pasó de 750.000 dólares a “apenas 35.000 dólares” mensuales; de todos modos la situación financiera del deportista está muy lejos de ser un drama, pero el ejemplo sirve para demostrar la volatilidad del BTC.

Un nuevo panorama se abre

Sin dudas que las Criptomonedas llegaron al sistema internacional para quedarse, a menos que suceda algo inesperado y se demuestre que no son fiables, este tipo de tecnología financiera no va a ir mas que en expansión; y muestra de esto es como irrumpieron en el mundo del deporte, más precisamente en el futbol. Ya son varios los clubes que cuentan con su propio “fan token”, elemento que no es más que una unidad de valor digital, que una organización crea para gobernar su modelo de negocio y dar más poder a sus usuarios a la hora de interactuar con sus productos. Al tiempo que facilitan la distribución y reparto de beneficios entre todos sus accionistas; clubes de futbol como el Barcelona, Atlético Madrid y el Valencia en España, el Manchester City de Inglaterra, la Juventus y el Inter de Milán de Italia, el PSG Frases,  Millonarios de Colombia, y River en nuestro país, son algunas de las instituciones que han incursionado en el mundo Cripto. También hay numerosos casos en la NBA y deportes como el Futbol Americano, el Beisbol y la Formula 1.

Pero la situación es totalmente distinta al momento de referirnos a Estados soberanos, en donde los entramados políticos y financieros hacen que la difusión de las Criptomonedas sea vista con otros ojos.

“Ya no están al margen del Sistema Financiero”

Con esa frase el directorio del Fondo Monetario Internacional (FMI) se posiciono a favor de la regulación de las Criptomonedas. Lógicamente el FMI ve con preocupación la vertiginosa evolución que las Cripto han desplegado en los últimos años, de hecho estimaciones internacionales, plantean que en solo 5 años el dinero que aglutinan las Criptomonedas a nivel global se quintuplico, llegando a superar los 2,5 billones de dólares en Octubre del 2021. De ahí que al  Fondo le urja encontrar algún tipo de marco regulatorio en la materia, ya que es mucho el dinero que se mueve por fuera de los canales tradicionales, y dado su masivo volumen representa un riesgo en la “economía real”, puesto que la volatilidad de las Cripto puede afectar a empresas que operan en bolsa y generar un “efecto contagio”.

En tal sentido, Tobías Adrián, asesor financiero del FMI, consideró que las Criptomonedas son un riesgo «mayor» en los países emergentes, como Argentina, porque pueden ser usadas por los ciudadanos para «reemplazar la moneda nacional»y así»eludir las restricciones cambiarias y las medidas de gestión de capital». O sea que el Fondo ve con preocupación el desarrollo y la adopción de las Criptomonedas en los países y regiones en desarrollo por que se genera un mercado paralelo, en el cual ninguna institución financiera, gubernamental o privada, puede mediar y mucho menos intervenir.

En el caso de Argentina y bajo el marco del acuerdo con el FMI, una de las exigencias de la institución es la de regular y/o interferir en el mercado de las Cripto, uno de los párrafos del acuerdo así lo refleja:

“Para salvaguardar mejor la estabilidad financiera, estamos tomando medidas con el objetivo de desalentar el uso de Criptomonedas con miras a prevenir el lavado de dinero, la informalidad y la desintermediación”.

Resulta llamativo que el FMI abogue por reformas en pos de la regulación, cosa que deja claro que si la institución está intentando “tomar cartas en el asunto”. El tema será motivo de agenda pública en el mediano o largo plazo. Y los datos así lo dejan ver: de acuerdo a la información brindada por la consultora australiana Finder, la Argentina es uno de los principales países en la región latinoamericana en materia de inversiones en Criptomonedas; y es el país número 13 a escala global. En esta línea, según datos de Research de Chanalysis, el mercado argentino ya mueve 68,800 millones de dólares, lo que representa el 17% del PBI de la Argentina del 2020, que fue de 383,100 millones de dólares.

Como se puede observar los datos ofrecidos no pueden ser obviados, ya que los volúmenes de dinero que se manejan con esta tecnología son altos, por eso resulta comprensible que los Estados busquen, al menos, un marco de reglas claras para el funcionamiento de este tipo de mecanismos.

Ahora bien, lo que se busca desde el FMI, no es un marco de reglas claras para su normal funcionamiento, sino que plantean abiertamente “desalentar el uso de esta tecnología”, cosa que no es viable, sobre todo en regiones como Latinoamérica donde el FMI no goza de una buena imagen frente a la opinión pública y los vaivenes de la macro economía, vuelven a las Criptomonedas un refugio para ahorristas a largo plazo; al Fondo le preocupa que las Criptomonedas sirvan para eludir las medidas financieras restrictivas que impone a los Estados, y presiona para que se sancionen leyes tendientes en esa dirección.

¿Qué pueden hacer los Estados frente al avance de las Criptomonedas?

No parece haber un panorama muy alentador al respecto de las acciones que los Estados pueden tomar frente a las Criptomonedas. En China, por ejemplo, desde el 2021, se anunciaron una serie de medidas que prohíben de hecho el intercambio, la obtención y la circulación de las Criptomonedas. Es más, cualquier transacción financiera realizada con Cripto es considerada como una actividad por fuera de la ley; en un comunicado realizado por el Banco Central de la Republica Popular China, se especifica que las “Criptomonedas no son de curso legal, ya que alteran el orden económico y financiero”.

Por su parte en Estados Unidos se está evaluando sancionar una ley que imponga un impuesto al Bitcoin en particular, y las Cripto en general, a fin de transformar a las monedas digitales en activos susceptibles del grabado de impuestos. Janet Yellen, secretaria del Tesoro de los Estados Unidos, se refirió a la posibilidad de cobrar un impuesto a ganancias de capital no realizadas. Es decir, aquellas que no se concretaron todavía porque no se ha vendido el bien que las produjo. En el caso de las Criptomonedas, este nuevo impuesto sobre ganancias no realizadas podría aplicarse, por ejemplo, ante los aumentos en el precio de la Criptomoneda.

Otro incentivo que pueden encontrar los congresistas Norteamericanos a la hora de regular, sancionar o incluso prohibir el uso de las Criptomonedas en general, es que a raíz del conflicto en el Este Europeo entre Rusia y Ucrania, hay datos suficientes para concluir que es mediante el Bitcoin que la Federación Rusa puede evadir las restricciones financieras puestas por Occidente; nótese la multiplicidad de factores que hacen al tema de las Criptomonedas.

Pero la respuesta de los Estados no es solo punitiva, tanto los Estados Unidos como China están trabajando, con distinto grado de avance, en el lanzamiento de una moneda digital. El Dólar digital y el Yuan Digital, respectivamente, pero he aquí una particularidad, estas monedas digitales no son una Cripto, ya que son controladas por el propio Estado y son respaldadas por un Banco Central. El Dólar y el Yuan digital, representan una digitalización de las unidades monetarias de cada Estado, una equivalencia del papel moneda físico en un mundo digital.

Otro caso particular que merece una mención es el de El Salvador, país Centroamericano que se convirtió en el primer Estado Soberano en el mundo en adoptar a la Criptomoneda Bitcoin como moneda de curso legal dentro de las fronteras del país, todo con miras a facilitar el envió de remesas de los residentes Salvadoreños en el exterior.

En el caso de nuestro País, la empresa “NUM FINANCE” está desarrollando una tecnóloga Cripto para lanzar el “nuARS”, y en tal sentido Santiago Migone, co-creado de Num Finance, explica que: 

«Esta moneda surge de la idea de tener una stablecoin (moneda estable) que no esté atada al dólar estadounidense (como el 90% de las stablecoins existentes) y, en cambio, siga el valor de monedas de países emergentes».

El objetivo de los nuARS es el intercambio persona a persona, percibir cobros y realizar pagos, entre muchas otras aplicaciones cotidianas, garantizando la paridad con el peso argentino y sobre todo, los beneficios de la descentralización. Es decir, no busca el atesoramiento para resguardo de valor.Los usuarios de esta Cripto podrán operar en el mundo de las Cripto divisas con mayor facilidad, ya que hoy no es posible operar en las aplicaciones de finanzas descentralizadas con pesos. En cambio, con la Criptomoneda nuARS toda la operación se puede concretar sin salir de la Blockchain.

El panorama es más complejo de lo que los usuarios de las Criptomonedas desearían, ya que todo parece tender hacia una regulación internacional de las Cripto divisas, algo que en principio parece abstracto, ya que se trataría de regular algo que no tiene una existencia física y se encuentra en el mundo del internet, pero que año a año aumenta en valor y cantidad de usuarios, aumentando también su capacidad de influir en la “encomia real”.

Sin dudas se trata de un tema por demás complejo, y que despertara acalorados debates con numerosos argumentos a favor y en contra, pero una cosa es segura la discusión hay que darla, y cuanto antes.

COMPARTÍ ESTE ARTÍCULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Recibí nuestras novedades

Puede darse de baja en cualquier momento. Al registrarse, acepta nuestros Términos de servicio y Política de privacidad.

Últimos artículos

Analizamos el federalismo argentino, centralizándonos en el AMBA y su funcionamiento. ¿Cómo se hace para gobernar una región en la que se deben coordinar asuntos con dos gobernadores y cuarenta intendentes?
Proponemos recuperar el rol de las mujeres en las organizaciones político–militares de izquierda surgidas en la década de 1970 en Argentina, como también la militancia en las organizaciones de base.
Repasamos la medida del “dólar soja” y los altibajos de la economía nacional, junto a la inflación en los diferentes sectores de consumo